menu
Decoración

5 trucos para mantener la casa fresca sin necesidad de aire acondicionado

Marta Romero

Cuando el calor acecha , la primera reacción puede ser comprar un equipo de aire acondicionado sin pensarlo dos veces. Una reacción que, entendemos, es producto del calor que nos deja aplatanados y con el único deseo de sofocar el calor. Pero no se preocupe, hoy en Uniplaces le ayudamos con métodos para mantener su casa fresca sin la necesidad del coste que supone el aire acondicionado.

Son pequeños gestos que, combinados, constituyen un importante ahorro para usted. Estos equipos pueden suponer un aliado en verano, pero tienen un lado no tan positivo, y es que un consumo excesivo puede tener efectos negativos en la salud tales como: dolor de garganta, bronquitis, rigidez en el cuello o infecciones de oído.

1.Cerrar las persianas

Las ventanas son el gran aliado de la luz, pero no tanto a la hora de proteger su casa del calor. Y es que, un 30% del calor que entra, es a través de la ventanas. El efecto será aún mayor si están orientadas al sur y al oeste. Es por ello que lo mejor será mantenerlas cerradas y con las persianas bajadas durante las horas de mayor calor del día ( desde las 11:30am hasta el atardecer). Así, se puede lograr temperaturas inferiores a los 20 grados dentro del hogar, siempre dependiendo de la temperatura exterior.

2. Mantener apagados los aparatos electrónicos y electrodomésticos

Los ordenadores son una importante fuente de calor, perfecta para el invierno pero no tanto para el verano. Por ello, a no ser que sea necesario, es mejor mantener los ordenadores, especialmente el de mesa, apagados.
Respecto a los electrodomésticos, algo tan banal como poner la lavadora o la secadora durante las horas de mayor calor del día, puede suponer un aumento de la temperatura de la vivienda.

3. Plantas

Las plantas son un importante aliado del hogar. Tanto como para purificar el aire como para mantener la casa más fría. Es por ello que puede considerar hacerse con un buen arsenal de plantas y flores de interior.
Otro método que supone una inversión más a largo plazo es, si dispone de jardín, plantar árboles cerca de las ventanas – sin llegar a obstaculizar la luz- para que absorban el calor.

4. Cambiar el sentido en el que giran los ventiladores

Ajustar los relojes, cambiar la ropa…todo son cambios con la llegada del celebrado solsticio de verano. También los ventiladores entran en la lista y es que, los ventiladores se deben ajustar en verano para que giren en sentido contrario a las agujas del reloj. Notará la diferencia.

5. LED mejor que bombillas incandescentes.

Las bombillas convierten en calor el 90% de la luz que emiten. Además, esto supone un aumento del coste energético. Es por ello que debería considerar sustituir estas bombillas por LED, además de mantener su casa más fresca, ahorra energía y contribuye al medio ambiente.

Thanks for reading this post

Reset Filters